Gasista en Buenos Aires

Cotiza gratis

Gasistas a domicilio en Buenos Aires

Últimas solicitudes de Gasista

Pérdida de gas en válvula de estufa

José Ingenieros, 3 julio 2020, 4:35 pm

Necesito que repare la pérdida de gas en válvula de estufa

Instalación completa

Quilmes Oeste, 3 julio 2020, 3:16 pm

Necesito hacer instalación de gas completo ...

Tecnico para Instalación de termotanque

BVI, 3 julio 2020, 11:02 am

Instalación de termotanque

Técnico de calefon

Comuna 14, 2 julio 2020, 10:10 pm

Arreglar calefon que no está calentando bien el agua.

Estufa eskabe

EQZ, 2 julio 2020, 2:12 pm

No funciona. El magic click

Ggfff

Córdoba, 2 julio 2020, 10:39 am

Gas natural Fenosa en la entrevista por lo tanto es una censura indirecta la que me culie a una venezolana Se viene la respuesta de maro al primero que no

Ggfff

Córdoba, 2 julio 2020, 10:39 am

Gas natural Fenosa en la entrevista por lo tanto es una censura indirecta la que me culie a una venezolana Se viene la respuesta de maro al primero que no

Ggfff

Córdoba, 2 julio 2020, 10:39 am

Gas natural Fenosa en la entrevista por lo tanto es una censura indirecta la que me culie a una venezolana Se viene la respuesta de maro al primero que no

Ggfff

Córdoba, 2 julio 2020, 10:39 am

Gas natural Fenosa en la entrevista por lo tanto es una censura indirecta la que me culie a una venezolana Se viene la respuesta de maro al primero que no

¿Huele a gas? ¡Cerrá la llave de paso! Si necesitás un gasista 24 horas para reparación de calentadores, reparación de termotanques, mantenimiento de calderas u otros servicios de gas en Buenos Aires, recordá que timbrit es tu solución más profesional. Descubrí gasistas gratis desde tu celular rellenando una solicitud de trabajo. Fácil y rápido.

Servicios de Gasista

Selecciona el servicio de Gasista que necesitas

Novedades

Cómo purgar radiadores de calefacción

Aprende cómo purgar radiadores de calefacción tú mismo sin ayuda de un gasista en Buenos Aires. En ocasiones es posible que notes que tus radiadores no calientan lo suficiente. Purgar un radiador en tu propia casa consiste principalmente en eliminar el aire sobrante del circuito de los radiadores, con lo que mejorará el rendimiento energético del mismo.

El purgado es un proceso relativamente sencillo que podemos realizar en casa. Sigue estos pasos:

  1. Comprobá si necesitas purgar tus radiadores. Enciende la calefacción y pasa la mano por la parte superior del radiador: si esta parte superior del radiador está más fría que la parte inferior, esto significa que tiene aire (recuerda que el aire tiende a subir).
  2. Dirígete al radiador más cercano a la caldera. Habrá que seguir las siguientes operaciones empezando desde el radiador que esté más cercano a la caldera, siguiendo el flujo natural del agua.
  3. Colocá un recipiente bajo la llave. Sujetá un cazo o un vaso y colócalo debajo de la llave. De esta forma, evitarás que se moje el suelo cuando empiece a salir el agua del purgado.
  4. Girá la llave con un destornillador. También podés usar una moneda para abrir la llave de la válvula. La llave se abre y comienza a salir aire (maloliente) junto con algo de agua, pero el chorro no será uniforme.
  5. Cierra la llave cuando el chorro sea fluido. Cuando el chorro de agua que sale sea totalmente fluido querrá decir que ya ha salido el aire, así que podés cerrar la llave girando en sentido inverso.
  6. Repetí la operación en todos los radiadores. Recordá seguir, radiador a radiador, el flujo del agua. Y claro, si algún radiador del circuito está anulado, no es necesario realizar esta operación.

Revisar la presión de la caldera (1 – 1,5 bares). Siempre tras terminar cada purgado debemos revisar que la presión de la caldera está entre 1 y 1,5 bares, ya que tras el purgado suele bajar el nivel de presión. Debemos de asegurarnos de que la presión esté entre estos niveles. Estos pasos sencillos te ayudarán sin embargo recordá que en timbrit contás con profesionales que pueden echarte una mano, solo descargá la app y solicita tu cotización.

Cómo calefaccionar una casa

Para calefaccionar una casa lo primero es definir el tipo de calefacción que vas a usar, cada sistema tiene sus ventajas y desventajas por lo que tu elección dependerá de tu presupuesto, posibilidades y prioridades.

Tanto el gas como la electricidad son servicios caros pero cuentan con una gran variedad de opciones para calefaccionar tu hogar cada una con un consumo total distinto. En el caso del gas por ejemplo un estufa gasta menos que una caldera individual, pero cada estufa tiene un consumo distinto por lo que deberás hacer los cálculos antes de decidir cuál vas a elegir.

Un aspecto importante si optás por calefacción a gas es la seguridad, el equipo que elijas debe contar con un sistema que prevenga intoxicaciones y accidentes por monóxido de carbono, que pueden tener causas letales. Para tu seguridad y la de los tuyos contactá a nuestros gasistas económicos en Buenos Aires para una instalación adecuada y mantenimiento de tus equipos.

La eficacia de los sistemas calefacción eléctrica es menor que la de los equipos a gas, pero ganan en practicidad, te evitan la instalación y no requieren mantenimiento. Existen en el mercado una gran variedad de alternativas, las más comunes son los caloventores, pero también hay paneles eléctricos y el split frío/calor, perfecto para todas las estaciones. Nuevamente es importante que tengas en cuenta el consumo eléctrico de cada equipo, de lo contrario te vas a encontrar con una sorpresa desagradable en la factura de luz.

Finalmente para sacar provecho a tu sistema de calefacción tené en cuenta los siguientes tips:

  • No calefacciones los ambientes de tu hogar donde no haya gente.
  • El mantenimiento y la limpieza de los equipos es clave, no solo para el ahorro si no también para alargar su vida útil.
  • Para renovar el aire de los ambientes basta con abrir las ventanas 5 a 10 minutos nada más.
  • Evitá pérdidas de calor cerrando las cortinas.
  • Ahorrá hasta un 10% en consumo bajando 1 grado centígrado la temperatura.
  • Instalá un termostato para evitar la sobrecalefacción.
  • Colocá burletes en las aberturas para que no se escape el calor.

Cómo anular un radiador de calefaccionar

Anular un radiador de calefacción es un procedimiento que debe realizarse de forma correcta y segura para evitar problemas, por eso la mejor opción siempre es dejarlo en manos de los que saben, cómo nuestros gasistas baratos en Buenos Aires que están listos para ayudarte.

Previamente a quitar el radiador es importante asegurarse que el equipo no tiene ningún tipo de daño. Luego se deberá cerrar por completo el paso de agua empezando por la llave del radiador, si se trata de una llave termostática habrá que dejarla en cero. Si es una llave normal que se encuentra atascada, con ayuda de un un tornillo hay que desmontar la perilla plástica para luego aflojar el cuadrado con una llave inglesa, volver a colocar la perilla y ahora sí cerrarla por completo. Por último hay que cerrar el detector, se quita la tapa de protección con ayuda de una llave inglesa y luego con una llave allen o destornillador plano se cierra siguiendo el sentido de las agujas del reloj.

Una vez cerrado el paso de agua, con un destornillador plano se debe abrir el purgador, en un recipiente pequeño juntaremos el agua que saldrá, está irá perdiendo presión de a poco hasta que ya no caiga más líquido. Si sigue cayendo agua es señal de que algo no se ha cerrado bien y se deberá repetir los primeros pasos.

A continuación se deberá limpiar cuidadosamente con un elemento cortante, como un cuter o trincheta, los bordes de los tapones del radiador. Terminado este proceso el profesional comenzará a desmontar el radiador de la pared y procederá a vaciar por completo toda el agua que pueda haber dentro. Primero alflojará la tuerca de conexión y luego repetirá el proceso en la tuerca de unión del detector. Asegurate de prestarle un recipiente bajo para colocarlo justo debajo del detector por si cae un poco de agua.

Una vez que están aflojadas todas las tuercas, el profesional sacará por completo la unidad del radiador con mucho cuidado, evitando que se derrame cualquier líquido que pueda haber dentro, y vaciará por completo el agua contenida. ¡Y listo! Ya tendrás anulado tu radiador.